Historia de una mujer perseverante

Una ciudadana natania de Mendoza nos demuestra que si querés, podés

Para Silvina Moyano y su pareja, el último #DíaNatania del año que se llevó a cabo en Mendoza no fue un día más ya que resultaron adjudicatarios de unos de los tan esperados deptos. en Natania 61 de la ciudad de Godoy Cruz. Hoy desbordada de alegría nos cuenta su historia:

– ¿Cómo conociste a Natania y desde cuándo es tu relación con la empresa?

Comenzó en enero de 2017 cuando José Platte, vendedor de la empresa, intentó contactarse con mis papás para explicarles sobre un plan y terminó hablando conmigo, convenciéndome de unirme a Natania. Empezamos pagando un plan para una casa en Maipú hasta que una compañera de trabajo nos comentó que vendía su carpeta para un departamento. A partir de ahí participamos de 2 adjudicaciones, sin resultar ganadores, hasta que lo logramos en la última a través del concurso de aportes. Dicen que la tercera es la vencida…(risas)

– ¿Qué te parece el sistema de cuotas? ¿Se te presentaron dificultades para pagar los aportes?

La verdad que no. Intenté sumarme en un plan que estuviera a mi alcance para poder cumplir con cada pago. Lo más importante es que el equipo de postventa sabe asesorarte ante la desesperación que uno pueda tener si no puede pagar la cuota.

– Conociste el departamento modelo del edificio de Beltrán. ¿Qué te pareció? ¿Qué te parece poder conocer el lugar que será como tu casa?

Me pareció muy buena oportunidad porque te permite conocerlo en detalle y principalmente terminar de entender los tamaños que tendrá el departamento. Cuando lo vi soñaba con que mi departamento fuera así. Te alienta a seguir pagando el plan.

– ¿Recomendarías a Natania?

Sí. Siempre se lo recomiendo a mis amigos porque yo tuve una experiencia buenísima con la empresa. De hecho le recomendé a una amiga que hace 2 meses se mudó a su nueva casa, asique estoy muy contenta.

– ¿Qué le dirías a alguien que está pensando en dar su primer paso para acceder a su casa propia?

Que se anime. Hay que arriesgarse porque el tiempo se pasa volando. Yo me arrepiento de no haberme animado antes. Es una gran oportunidad que todos los que tengan una capacidad de ahorro mínima tendrían que aprovechar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *